(7 años de extravagantes aventuras)

miércoles, 21 de marzo de 2012

John Carter NO es el mayor fracaso de la historia



Disney ha emitido un comunicado en el que dice que perderá 200 millones de dólares con "John Carter". Lo cual no es del todo cierto. Inmediatamente después, los medios se han lanzado a dar la noticia, muy discutible, de que estamos ante EL MAYOR FRACASO DE LA HISTORIA DEL CINE.

La película me decepcionó bastante, eso lo sabéis todos los que hayáis leido mi crítica. Pero es mucho mejor que otras que hacen miles de millones ("Transformers", sin ir más lejos). Si hablamos de fracasos, está claro que no nos encontramos ante una situación tipo "La isla de las cabezas cortadas" que no fué a ver NI CRISTO habiendo costado un dineral, o "Heaven's gate", que hundió a United artist.

El caso es que emitir dicho comunicado ha sido una decisión... extraña. No han esperado ni diez días desde el estreno y el título está funcionando muy bien en Europa y Asia. Incluso quedan mercados potentes por explotar. Ni siquiera se han contado los derechos televisivos u otras ventas laterales entre los beneficios. Esta película NO es "el mayor fracaso de la historia", como todo el mundo está diciendo. Ni a nivel proporcional ni a nivel absoluto. ¡Sobre todo porque todavía no ha terminado su carrera comercial! Aunque claro, con amigos como la gente de Disney quien necesita enemigos.

Lo cierto es que la cosa esta ha costado cerca de 200 millones. El presupuesto "oficial" es de 250, pero esos siempre los inflan. Tras un estreno decepcionante, ha logrado mantenerse en puestos bastante dignos en taquillas de todo el mundo. En ningún caso se puede culpar a esta producción de las pérdidas anunciadas. La crítica ha estado dividida pero, en ningún caso han "vapuleado" la película, como he leido por ahí. Durante la proyección no me emocioné demasiado pero, joder, este asunto ya huele a podrido.

El comunicado es una puta bomba que acaba definitivamente con cualquier posibilidad que tuviera el filme de recuperarse. Si a estos hechos le sumamos la ESPANTOSA campaña de marketing (con la cual todo el mundo se ha quedado ojiplático) y la AUSENCIA total de productos derivados (impensable en un producto de estas características), sólo nos queda una conclusión: hay gente dentro de Disney que quería ver fracasar este título desde el principio. Probablemente por motivos personales la mar de ridículos. No quiero parecer conspiranoico, pero es el único motivo lógico que encuentro.

A mi, personalmente, me preocupa MUCHO toda esta campaña de desprestigio, sobre todo por el futuro de Andrew Stanton y el legado del gran Edgar Rice Burroughs. Supuestamente, el departamento de cine de Disney sólo significa un 7% de sus ingresos pero, fracamente, me cuesta creer que haya razones meramente empresariales detrás. Una superproducción basada en la primera gran novela de fantasía del siglo XX merece mucho más. Y es que, monetariamente, tampoco tiene sentido tirar piedras al propio tejado.

De nuevo, me reitero en mis conclusiones: aquí hay gato encerrado. Y es en esta ocasión el gato un ejecutivo envidioso con alguna rencilla personal sin resolver.

¡Creemos que la gente crece, pero, al final, seguimos peleando por el bocadillo en el patio del colegio!

4 comentarios:

Ash dijo...

Willow se suponía un gran fracaso. Pero en realidad, al final de su carrera comercial había sacado 127 millones de dolares de beneficio según oí. Y todavia no habia salido en DVD.
Y la gente sigue hablando de ella como de fracaso comercial.

Dr. Quatermass dijo...

http://www.boxofficemojo.com/movies/?id=johncarterofmars.htm

Yo pensé lo mismo, es inconmprensible a solo 12 dias del estreno, la unica explicación son temas de negocio, tener justificación para comprar, vender, despedir, fusionar, cancelar (secuelas),... sino ya son ganas de cargarse tu propia peli...

Anónimo dijo...

¿Cuando vuelve frenillo?

Anónimo dijo...

Blog para adultos :
http://aed280e5.allanalpass.com
http://xaijo.com/land?new-fw.html
http://blog.erolove.in/land?new-zr.html
http://amateur.erolove.in/pageyh.html