(7 años de extravagantes aventuras)

jueves, 25 de marzo de 2010

Romance en Cameloooot

Este es el cartel de "CAMELOT", película musical de 1967 dirigida por Joshua Logan. Siempre ha sido considerada la versión más gay jamás filmada del mito artúrico... HASTA HOY.

Mi afición por la fantasía me lleva a tragarme ñordos que harían vomitar a cualquier otro consumidor audiovisual con dos dedos de frente. Y lo más triste es que, la mayor parte de las veces los disfruto. Es fácil contentarme: sólo busco gente metiendo espadazos y monstruitos.

Por alguna razón indeterminada, las leyendas de la saga Pendragón han sido llevadas al cine más de un millón de veces. Las mejores adaptaciones son, evidentemente, "Merlín el encantador", "Los caballeros de la mesa cuadrada" y, en menor medida, "Excalibur". El restro va desde lo mediocre hasta lo realmente bochornoso.

"Camelot" es una peli destinada al público homosexual por que tiene un sentido del humor exagerado, romance pasteloso, estética hortera y cancioncitas. Que son cuatro cosas que tradicionalmente se han incluido para atraer a las salas a la etnia anteriormente mencionada. Y si no, que se lo pregunten a Joel Schumacher y Baz Luhrmann.

Entonces llega la serie de tv "Merlín" y todas nuestras creencias estallan en mil pedazos. Se puede ser AÚN MÁS gay.

A ver, no me malinterpreteis. Nadie niega aquí que "EL PRIMER CABALLERO" es extraordinariamente gay, pero en otro sentido. Los ejemplos que voy a presentar en el subsiguiente documento demuestran, sin lugar a dudas, que el nivel de homosexualidad alcanzado por la serie de la BBC supera con mucho a cualquier producto artúrico anterior.

El propio concepto de la serie es abominable (aunque no implica orientación sexual alguna):

Merlín (que tiene orejas descomunales y siempre lleva un pañuelo a lo Johnny Cash) es el escudero personal de Arturo, teniendo los dos un aspecto juvenil y relación de típicos amiguitos inseparables. Ambos luchan contra amenazas sobrenaturales mientras soportan la disciplina fascistoide del rey Uther... entretanto, el valeroso siervo debe mantener ocultos sus dones sortílegos, por miedo a ser ajusticiado.


Empecemos con Arturo de Pendragón, futuro rey de los bretones. Sólo es necesario un vistazo para descubrir el clásico pijo profident (y probablemente surfista) obsesionado con esa espinilla que le ha salido en la frente y como lo va a petar el sábado en el JOY. Y no me refiero a la marca de juegos de rol, precisamente.

Seamos consecuentes. Uno no puede meterse con el pobre He-man (cuando todo el mundo en Eternia era completamente asexuado) e ignorar a este tiparrón. Aunque admito que como prueba es débil, han de entenderse estos datos como la introducción a una verdad indiscutible.

Ginebra sale, claro. Pero como una criada. Una criada NEGRA. Esto ya de por sí, tiene delito, pero es que encima la actriz escogida es feucha. Y eso no. La reina Ginebra NO puede ser feucha. Anda que no habrá negras guapetonas en Inglaterra. Sin duda se trata de otro un vil recurso de los productores para convertir el posible conflicto amoroso heterosexual en irrelevante.

Por otro lado, lo de incluir negros sería mucho mejor si todo el mundo en Camelot fuera afro-americano, al estilo de "Blackula". Pero nos estamos desviando del asunto primordial...


Puesto que la trama se basa en que la magia está prohibida en Camelot, el personaje titular debe ocultar siempre su condición de hechicero, ayudando secretamente a su amado señor a realizar cada hazaña.

Voy a reproducir un diálogo que tiene lugar habitualmente en la serie. Al príncipe Arturo de Pendragón se le llamará "Coleguilla guaperas" y al bueno del mago-escudero (en la leyenda original, hijo del íncubo Asmodeo y la princesa de Gales) "Adolescente con Problemas de Identidad". Para ahorrar espacio, CG y API, respectivamente.

API: oye, ahora que estamos a punto de morir, tengo que decirte algo importante...
CG: ¿Ah sí? ¿De qué se trata?
API: Es algo muy... importante. Algo que, que, que, no puedo guardarme más tiempo.
CG: Venga, habla, compañero.
API: Yo... Yo... Yo... Yo... ¡He olvidado tu escudo!
CG: ¡Que tontito eres! Venga, vamos a luchar contra esos malosos.

Esto, un par de veces, puede ser un recurso utilizado sin intenciones ocultas. Pero saliendo en TODOS LOS PUTOS CAPÍTULOS es que algo huele a podrido en Dinamarca. Ni el señor Smithers es tan cantoso en sus propósitos.

Si hay algo que aprendimos con las historias de CONAN es que salvar a hermosas chicas desnudas de monstruos asquerosos es el acto supremo de virilidad. Sin embargo, salvar a hombretones de mujeres sibilinas es una acción heroica sólo digna de griegos en toga o miembros de los Village people.

Esto viene al caso por que, en uno de los primeros episodios, una muchacha malvada proveniente de Avalon seduce al principito con oscuros propósitos (¿casarse?). Le enamora usando conjuros, claro, no su encanto natural. Merlín, tras un periodo de celos verdaderamente lamentable, sale en busca de su amado y al encontrar que la dama se lo lleva a su reino misterioso, no duda en volarla la puta cabeza con un "proyectil mágico".

La situación se repite nuevamente al final de la temporada, cuando Nemue (una actriz porno permanentemente mojada y con plataformas) es asesinada cruelmente por nuestro esforzado protagonista, que se niega a aceptar un pacto la mar de justo.

No podía faltar la adorable MORGANA LE FAY. En esta ocasión, es representada como una doncella de diecisiete años con ojazos verdes, larga melena negra, labios ardientes, cinturita de avispa y sabrosos senos. En el mundo real, mucho me temo que la chica no necesitaría poderes mágicos para conseguir cualquier cosa que necesitara. Pero en este maravilloso universo de fantasía, estamos ante un personaje al cual TODOS desprecian y al cual NUNCA hacen ni puto caso. ¡Faltaría más! Morgana esta enamoradísima de Arturo y no recibe de este más que insultos nada sutiles.

En el penúltimo capítulo de la segunda temporada, a cierto orejotas con pañuelo, le piden que se cargue a cierta apetitosa hembra por que oculta en su interior un poder malvado (quizás se refieren a la vagina)... y el supuesto "héroe" envenena a la indefensa muchacha sin el menor remordimiento. Ala, problema solucionado. Luego se extrañarán de que regrese en la tercera temporada convertida en bruja malvada. Yo estoy de su lado: a ver si hay suerte y se los carga a todos.


Como viene siendo habitual en estos casos, la inclusión de sexualidad ambigua hace que lo de gente metiendo espadazos cobre un significado completamente distinto. Y me quedo ahí para que no me pongan una banderita en el blog.

Algunos especulan sobre el final de Perdidos. Bien, yo voy a especular sobre el final de esta serie: para mi que Arturo y Merlín se casan... siempre que no lo impida el PP, claro.

BONUS TRACK:

Una cancioncilla preciosa de Herb Albert y los Tijuana Brass... "This guy is in love with you". Más apropiado, imposible.



You see this guy, this guy's in love with you
Yes I'm in love who looks at you the way I do
When you smile I can tell it know each other very well

How can I show you I'm glad I got to know you 'cause
I've heard some talk they say you think I'm fine
This guy's in love and what I'd do to make you mine
Tell me now is it so don't let me be the last to know

My hands are shakin' don't let my heart keep breaking 'cause
I need your love, I want your love
Say you're in love and you'll be my guy, if not I'll just die

Tell me now is it so don't let me be the last to know
My hands are shakin' don't let my heart keep breaking 'cause
I need your love, I want your love
Say you're in love and you'll be my girl, if not I'll just die

18 comentarios:

Dorgo dijo...

Joder, al principio cuando dijiste "serie de Merlín" creí por un momento que era la de Grandes Relatos con Sam Neill (que no me pareció mala, por cierto)


PD: Merlín parece un joven Spock XD

Wolfville dijo...

Cuando le vi la cara de gilipollas al que hace de Merlin ya supuse que esto no pintaba muy bien, pero esta crítica ya clama al cielo. ¿Arturos gayer hasta el punto de que las tías buenas son ignoradas y la propia Ginebra es un cardo? No, no, esto no puede ser.

Ni por el Emule me atrevo, oiga.

Saludáceos.

Anónimo dijo...

Buena crítica PoderFriki. El motivo por el cual me he animado a escribir en los comentarios es porque supongo que tu intención en ningún momento fue resaltar algún aspecto negativo sobre los homosexuales y/o gays en general ni ofender a nadie.

Sin embargo, he observado que constantemente haces alusión a la palabra 'gay' y 'homosexual' como calificativos con connotaciones no muy positivas.

Es más, en el comentario anterior alguien emplea la palabra gayer.

Si no lo sabíais, la palabra GAYER es un término profundamente despectivo y frecuentemente utilizado por los heterosexuales del sexo masculino que pretenden hacer un alarde de su hombría (sí, muchos tienen una enfermiza manía de tener que reafirmar su sexualidad y ser más machote que el resto de la manada) denominando con asiduidad a sus semejantes gayer, en ejemplos como: "pero qué gayer eres....gayer!", "eh, tú gayer..", etc.

No quiero hacer ninguna petición, ni hacer ningún comentario negativo. Está muy bien que critiques y opines en tu blog sobre lo que te salga de la punta del pie, porque para eso es tu blog y existe la libertad de expresión; pero por favor, no contribuyas a ningún tipo de discriminación directa o indirecta.

Gracias


Un hetero amante del cine y la televisión

Kike dijo...

¡No hombre no! ¡Nada de debates chorras, por favor!

Anónimo dijo...

Debate chorra lo será para ti..

Te dejo un enlace de regalo

http://www.youtube.com/watch?v=Rk6bAtUahrc

Kike dijo...

Digamos que es una discusión que no tiene cabida en los comentarios de un artículo meramente humorístico.

Sonja dijo...

No, si ya en la foto se les ve unas pintas de panolis...muy divertido el comentario.

Eric dijo...

Ya antes de ver la serie en televisión, un amigo me dijo sobre ella: "Visualiza esas pelis americanas en las que el capitán del equipo de rugby es un tipo rubio y musculoso que siempre se mete con el protagonista, que es un chico que no encaja en los estereotipos de la sociedad americana, y que siempre acaba encerrado dentro de su propia taquilla. Bueno, imagina ahora que el capitán es Arturo y Merlín es el chico menos popular del instituto. Ya tienes la serie. La magia o cualquier similitud con la leyenda artúrica es mera coincidencia"

Por cierto, coincido con Dorgo sobre la miniserie de Sam Neill. Y entiendo perfectamente lo que quiere decir PoderFriki al usar esas palabras. La corrección política no deja de ser una forma de censura moderna, no seré yo el que se ponga a protestar si alguien se la salta un poco, especialmente cuando se trata de un blog para reírse.

Dorgo dijo...

Sí, joder, no creo que Kike haya querido ofender anadie, se refería a esa mojigatería extrema que llegan a tener ciertas producciones (a mí me parece muy gay Gladiator, coño. Y no porque salgan homosexuales, que también, sino porque me parece una ñoñería mu grandísima...)

Y sñi, la serie de Sam Neill mola, debería pillármela por ahí...

Kal Zakath dijo...

Lo que se te ha olvidado decir es que los exteriores de la serie se rodaron en el Soho londinense un sábado por la tarde.

Si ya tiene pinta de pestiño la serie.

Arbe dijo...

Muy buena crítica!! :D
Mi hermana y yo nos partimos con esta serie. No hay duda de que es mala y además tiene una legión de fangirls adictas al yaoi detrás (entre las que nos pseudo-incluimos) que habla por sí misma. No sé si será la intención de los creadores de la serie, pero el tufillo homosexual lo tiene. ¿Y qué? Si la ves en plan cachondeo hasta hace gracia! Las hay peores y con que meneen un poco la espada de vez en cuando (sea la que sea XD) nos entretiene.

Mucho ojito al vídeo en el que Arturo y Merlín nos hacen una demostración oficial del poder de los 80:
http://www.youtube.com/watch?v=cgbXzTphStw&feature=related

Nihilista dijo...

¿Así que Ginebra se une a la larga lista de personajes blancos convertidos en negros como Kingpin y Nick Furia?
Como le gusta a la gente tocar mitos. (¿Alguien se imagina un Blade blanco o una Tormenta asiática?).

Lo de la fealdad de Merlín tb me llamó bastante la atención.

Anónimo dijo...

Me había planteado ver la serie pero ahora me habéis quitado las ganas.

No voy a seguir la serie en la que el protagonista intenta asesinar a una chica envenenándola por algo que puede llegar a hacer, la intenta matar por razones similares por la que los magos como él son perseguidos.

Lo de hacer cambiar la raza de algunos personajes en historias ambientadas en nuestra época tiene un pase porque son resalta el hecho de que ocurren en universos alternativos, como el universo de Ultimate o en las películas. Pero eso no tiene sentido en plena Edad Media, cuando el término integración racial no existía y se dudaba si la gente de raza negra eran humanos o si tenían alma.

Kike dijo...

o le he intentado dar un par de oportunidades... pero no se las merece, que quieres que te diga.

HansHelm dijo...

Como ya dije, no la he visto, así que no puedo opinar, pero por lo que me comentaban, variaba TANTO la leyenda, que más que licencias (que las entiendo como necesarias), pensaba que en vez de ponerles esos nombres a los personajes podían inventarse otros con el mismo argumento y hacer una serie fantástica sin más. Pero es que viendo tu crítica, si tenía alguna gana de darle una oportunidad acaba de irse al garete.
Por cierto, a mí la mini serie de Merlín con el Dr.Alan Grant de protagonista me pareció bastante respetuosa con el carácter de la leyenda.

Anónimo dijo...

Oye si no te gusta la serie por lo menos no la insultes!!! El hecho de que no se parezca tanto a la leyenda no implica que sea buena o mala! Y con respecto a que son gays NO ES CIERTO! Es que ya no pueden existir los buenos amigos!!!!??? y con respecto a los diálogos Esos diálogos no son de la serie!!!Y si a ti no te gusta soñar estas en la inmunda! Por Dios si no te gusta la serie PARA QUE TE LA VES!!??? Y con respecto a Gwen Es una hermosa actriz! Que no sea de tu gusto no quiere decir que sea fea y tampoco es Morena! Y POR FAVOR DEJA DE SER RACISTA! Las personas de color también tienen derechos!!! Así que mejor cállate! y guarda tus opiniones!!!!

Amy Fernández García dijo...

Pues para que lo sepas, la serie es la puta hostia, y Ángel (Ginebra en la serie) no es feucha, yo no me la imaginaba así, para ser sincera pero me encanta su papel y como actua. Y de verdad que la serie es genial, y aunque al principio las leyendas se las pasaban por el forro, en las actuales temporadas si que se han acercado mas a ellas.

Amy Fernández García dijo...

Y lo de meter tanto la homosexualidad con ese despectivo, me hace pensar que eres un poco homófogo. Puede que me equivoque.