(7 años de extravagantes aventuras)

domingo, 17 de mayo de 2009

Los gusanos de arena devoran Minas Tirith

Recordemos que la última encuesta, recientemente finalizada, rezaba de la siguiente forma:

¿ES DUNE MEJOR ADAPTACIÓN QUE EL RETORNO DEL REY?


Vuestras respuestas son:

-SÍ, sin duda: 32 (55%)

-Me temo que NO: 26 (44%)


Más información por aquí.

Aunque la victoria sea por poco, queda demostrado que la mayoría estáis de acuerdo conmigo.

El cine es la forma suprema de contar historias. ¿Verdad que nadie ve una película y piensa "que bien quedaría esto en un libro"? Nos emociona espiar a nuestros héroes en movimiento, a todo color, hablando y actuando. Sentarse en una sala de cine y ser absorbido por un buen relato es una experiencia inigualable.

Por supuesto que lo primero es tener una buena película, antes que mantener la famosa fidelidad. Para eso hay que "ajustar" el material, de forma que funcione en la pantalla grande. Pero eso no implica mutilar la estructura y sentido del original. Es importante mantener un nivel mínimo de lealtad. Por que si no, toda esa maravillosa sensación de ver trasladados a "la realidad" a los personajes que te han emocionado, desaparece por completo.

La única razón que debe existir para cambiar algo (una razón poderosa, eso sí) es que la variante sea MEJOR. Si no es así, resulta preferible regresar a la fuente.



Por ejemplo, si yo adaptara "Las aguas de las islas encantadas" de William Morris, lo cambiaría todo. Por que me parece UNA BASURA INCOMENSURABLE. Por lo tanto, en realidad no estaría transformando la historia para otro medio, sino creando una obra totalmente nueva en parte por el asco que me dió leerlo en primera instancia y en parte por desconfianza de que algo así funcione en cine.

Una buena adaptación es, en mi opinión, aquella cuyo resultado final tiene calidad, que se puede entender sin conocimiento previo y, lo más importante, que conserva lo máximo posible de la forma y el fondo del original. Jodidamente difícil, lo sé, pero quién algo quiere, algo le cuesta.

Y ahora vamos con lo realmente importante...

Efectivamente DUNE es mejor adaptación que las diez horazas del SEÑOR DE LOS ANILLOS. Cualquiera con ojos y cerebro que vea ambas pelis y lea ambas obras descubrirá que estoy en lo cierto.



Sólo hay un cambio de verdad en la película de David Lynch (por que lo de los módulos sobrenaturales, aceptémoslo, es una chorrada): el final. Llueve, tal y como rezaba la profecía de los Fremen. Sin embargo, Paul no es el mesías, sino un superhéroe creado mediante ingeniería genética... ¿o no?

La obra de Herbert viene a decir que la ciencia engaña a la superstición. Que Paul acabara perdido en Arrakis no es cosa del destino, sino pura casualidad y es su astucia y sus superiores habilidades lo que le permite convertirse en lider supremo del pueblo de ojos azules. No existe el "elegido", sólo el Kwisatz Haderach, un monstruo sobrehumano de superior fuerza e intelecto.

Sin embargo, esos segundos finales de la película cambian completamente el sentido de la historia original. Es la magia la que engaña a la ciencia. Las brujas creían tener todo controlado, haber fabricado un arma poderosa usando sus conocimientos. Pero se equivocaban. Han creado al mesías de Dune, un ser que verdaderamente existe y que posee poderes inimaginables. Haber participado en el cumplimiento de la profecía no implica que esta no sea válida.



Pero no desesperemos amigos, por que esta variación filosófica se ve grandemente compensada por la propia ambigüedad de ambas obras (libro y adaptación) y la gran fidelidad de las anteriores dos horas. El argumento prácticamente tiene desviaciones, siguiéndose fielmente el auge y caida de los Harkonnen y las aventuras de Paul en el desierto. Todo el universo de Herbert está ahí: la política, los mentat, la cofradía, la guerra, el viaje espacial...

El otro día un profesor mío puso en clase un fragmento de "Dune" para demostraros que espantosa era la estética de la película.

La verdad es que ese ejemplo no me hizo ninguna gracia por que, en mi opinión, parte de la grandeza de este filme es, precisamente, su estética, colosal diseño de producción y dirección artística. Te hace sentir en un futuro distinto, tenebroso, lleno de lujo y detalles. Me encanta que las Casas tengan un aspecto único a la vez que elegante y reconocible, entre decimonónico, futurista y medieval. Me encantan los Gusanos de arena con esos labios triples, los descomunales palacios, los destiltrajes que parecen exoesqueletos y los repugnantes líderes Navegantes. Joder, y con música de TOTO... ¿¿Que más se puede pedir??



No olvidemos que la película de DUNE nos ha proporcionado uno de los mayores placeres que existen: los juegos de estrategia en tiempo real. Por que si no llega a ser por la versión cinematográfica, jamás habrían salido a la luz los afamados videojuegos que cambiaron la historia de las batallitas electrónicas.

Además, ¿no prefriréis en serio las alternativas? Los herederos de Herbert la han cagado pero bien, diantre. Me refiero a la ABOMINABLE miniserie de tv en la cual los Harkonnen parecen Samurais de plastiquete y los Sardaukar mariquitas con boina. O a esa superproducción que están preparando y va a dirigir un don nadie que sólo pretende dar "entretenimiento y espectáculo". Por si esto fuera poco, los hijos de puta han congelado un fan film con una pinta estupenda.

Bueno, recordemos que este era el segundo intento de Dino de Laurentiis de desbancar a "La guerra de las galaxias" como "saga mítica de fantaciencia". El anterior era nada menos que la genial "FLASH GORDON". Y habiendo fracasado con un producto colorista de aventuras para infantes, se decanto por el reverso tenebroso... que tampoco le funcionó muy bien, la verdad. De hecho, se arruinó. Pero como eso no podía saberlo con anterioridad, preparó una campaña de marketing acojonante que incluía toda clase de productos derivados. ¡¡SÍ!! ¡¡JUGUETITOS!! Aquí os dejo un adorable muñequito del Barón Harkonnen para amenizar tus tardes de Domingo.



Más juguetes delirantes (y otros que no lo son tanto) AQUÍ.

Muchos sufren por que el genial Alejandro Jodorowsky no puedo llevar su visión a la gran pantalla. Bueno, es que este tio, en realidad, JAMÁS habría sacado adelante el proyecto. Por que era imposible, hostias. Si le dices a Dalí que participe y él te dice que vale, pero 100.000 dólares la hora y tiene que salir cagando... es tu deber mandarle a tomar por culo. Que como anécdota está guay pero vamos, no es muy profesional.

Pasaron 5 añazos, se gastó dos millones de dólares (!!) y su guión habría ocupado 14 horas. Sin que la producción se iniciara nunca, faltaría más. Luego el tio listo se queja en las revistas. Según él, su película "era demasiado francesa para Hollywood". ¡Los cojones amiguete! Si hubieras tenido la intención de rodar ALGO en lugar de chupar del bote y hacer dibujitos de exposición, quizás, sólo quizás NO TE HABRÍAN QUITADO LA FINANCIACIÓN.

El tipo forma parte del subgénero de cineastas conocido como "artistoides", que es el peor que existe. Los "artistoides" hacen pelis malísimas y después tratan de justificar sus decisiones bajo un halo de falsa intelectualidad. Un buen ejemplo sería Bresson y su "Lanzarote del Lago". Pura basura.



Pero bueno, pongamos el HIPOTÉTICO y CASI IMPOSIBLE caso de que algún día de verdad hubiera salido la peli a la luz. Habría sido una puta mierda. Así de claro. Cualquiera que haya visto "El topo" sabe a lo que me refiero. Además, el arte conceptual era bonito, pero hacer eso en los 70 habría implicado o bien invertir una fortuna o, lo más probable, un cutrerío supremo. Y, además, no sólo estaríamos ante una puta mierda, sino que, amigos míos fans de la obra de HERBERT, no iba a parecerse a Dune más que en el puto título. Por que la intención desde el principio era inventarse toda la historia, así de claro.

Esto es como Watchmen. Una adaptación que dió mil vueltas entre los estudios y que cientos de "genios incomprendidos" fracasaron en intentar sacar adelante. ¿Al final quién ha hecho la peli? Pues el tio que ha sido más profesional, el que ha presentado el proyecto más rentable y que se ha puesto con ello DE VERDAD.



Asi que mi veredicto final es: Ave, David Lynch. A tí no te gusta tu propia peli, pero a mucha gente nos encanta. Y que jodan a ese pedante de Jodorowsky.

A estas alturas de la vida, ¿que leches puedo decir sobre El Retorno del rey que nadie halla dicho ya?

Soy un experto en la materia, os lo aseguro. Ví la peli cuatro veces en cine (lo cual para algunas personas es mucho pero para los fans es bastante poco). Y luego en video otras tantas. Dos veces la edición extendida (incluyendo super-maratón mortal, of course). Sólo dos. Por que la odio. Es infinita y tiene una cantidad inaguantable de escenas chorras... pero este no es el tema de hoy. El problema es que cada vez que leo a Tolkien, le aprecio más y cada vez que reviso el trabajo de Peter Jackson le saco fallos everywhere.

Muchos habréis leído mis experiencias con "Las dos torres". Para mí, este es un relato importante por que desvela el significado profundo que tuvo en los frikazos como yo la trilogía de Peter Jackson, y como al terminar la tercera película murió una parte de nosotros (tan dramático como suena).


Sólo hablaré de la versión de cines que es la que cuenta y la que ganó 11 (la mayoría inmerecidos) oscars.

Tumorco es, sin duda, lo mejor de la película. Más información aquí. Y no tiene ni una presentación decente (como hostias un sociópata minusválido ha llegado a general es un dato que NECESITO conocer) ni un buen final (tras la carga de los rohirrim desaparece misteriosamente).

Los dos grandes momentos de la peli deberían ser el enfrentamiento del Pelennor y el antro de Ella-laraña. Ambos están tremenadamente desaprovechados, convertidos en bastardas escenas de acción sin más épica, personalidad o emoción. La batalla se centra tanto en las hazañas de los personajes, que no parece ser un conflicto militar, sólo una masa de seres estúpidos estrellándose contra otra masa de seres estúpidos. Y la última hija de Ungolianth tampoco aterra lo más mínimo, dando la sensación de que si se hubieran peleado con, por ejemplo, un oso, la diferencia no habría sido mucha.

Soy consciente de que uno no puede considerar estos "malos momentos" de las películas. Pero lo cierto es que podían haber resultado muchísimo mejores.


Luego está la resolución. El final en los puertos grises es emotivo, sí, pero tarda taaanto en aparecer que a uno acaba dándole igual. Por otro lado, la trama tarda mucho en arrancar y el principio no es muy adecuado, con ese prólogo tan sórdido y los repetitivos diálogos de Aragorn & friends.

Vayamos por fin con los "cambios cinematográficos": es en este filme de la trilogía donde hay más, y más injustificados. Quitar "El saneamiento de la comarca" es, claramente, un movimiento lógico, pero me temo que es el único. Lo que más me duele es que la Tierra Media sea minúscula (los mapas deben estar equivocados por que desaparecen ciudades, murallas, pueblos, paises, caminos y bosques enteros). Pero es que también se modifican momentos clave que habrían dolido profundamente al profesor Tolkien. Como la estúpida separación de Frodo y Sam, como Gandalf ASESINA a Denethor, la supresión del "arrepentimiento" de Gollum, el ridículo paseito por Mordor o la falta total de importancia de Eowyn y El rey brujo (mis dos personajes favoritos de la novela).

En definitiva, las variantes no mejoran el original, sino que estropean la historia que se está contando, hasta el punto de cargarse lo que podía haber sido LA MAYOR PELI DE HÉROES LEGENDARIOS de todos los tiempos. Así de simple. Decir que esto es una buena adaptación es tener bastante confundido el concepto.

Ojo, no soy uno de esos radicales que prefieren la versión de Rankinn/Bass (os aseguro que existen). Aunque, admitámoslo, tiene cosas que molan. Y otras que molan MÁS AÚN. Simplemente, por que es una película estrambótica, infantil e ininteligible, difícil de disfrutar si no se está psicológicamente preparado.

Pero regresmos a 2003. En realidad, estamos ante un buen filme de fantasía épica, un género no tan habitual como debería. Eso sí, algo melodramático y también muy heredero del cine de Lucas y Spielberg de los 80 (aunque esto último no es necesariamente malo). El problema es que, sencillamente, no termina de hacer justicia al libro que toma como punto de partida.



ATENCIÓN AHORA, COMPAÑEROS, POR QUE LA COFRADÍA ME HA IMPEDIDO ABANDONAR MI MUNDO NATAL A LA VEZ QUE UN EJÉRCITO DE ORCOS HA RODEADO MI CASA... ESO SIGNIFICA QUE PODER FRIKI NO REGRESA HASTA EL SÁBADO 20 DE JUNIO


Hasta entonces... ¡¡Sed buenos!!

11 comentarios:

Kal Zakath dijo...

Holas, buen post. Solo decirte que Tumorco vuelve a salir después de la carga de los Rohirrim, cuando llevan los 3 fantásticos (Aragorn, Legolas y Gimli) con los fantasmas que se suben a la chepa de los olifantes y los aniquilan, el Tumorco intenta cargarse a Eowyn pero Aragorn lo remata.

Ala, un saludo.

raul dijo...

yo siempre e defendido esta pelicula,una obra maestra y por decir una cosa me encanta su estetica y como si te das cuenta,esa galaxia en blanco y negro de cabeza borradora tenia una expansion en dune. ese monstruo metido en la gran pecera era el hijo mutante del protagonista de la primera pelicula de lynch.grandes actores y una pelicula que fue una pena pero fracaso. lo mas seguro que si se estrena hoy seria un exito en taquilla. pero como otros clasicos como blade runner los fans lo emos combertido en pelicula de culto digo obra mestra

Anónimo dijo...

hemos es con h raul

Kike dijo...

Kal: que no, que la edición extendida no vale...

Raul: pues sí, si la peli se estrenara ahora sería mejor recibida, supongo que por eso quieren hacer el remake.

Anónimo: eso me temo.

Anónimo dijo...

y convertido con n y v

Anónimo dijo...

buf y mas que hay

Kal Zakath dijo...

Anónimo: "mas" se escribe más.
y Raúl, va con acento en la "u" y "r" mayúscula.

A mí Dune me encanta, porque tuve la suerte de ver la película después de leer el libro, el cual es junto a "El juego de Ender" mi libro de ci-fi favorito.

Sobre TLOR: Si he de decir la verdad, prefiero que se haya adaptado la obra de Tolkien a la gran pantalla, aunque siempre que se relee la obra se encuentran más y más fallos y anomalías en la película de Jackson, pero al menos ahí está, con la puerta abierta a más adaptaciones que como buenos frikis nos tragaremos.

A mí lo que de verdad me jode es el rollito de Arwen de que si me muero si no me muero y el batallón kamikaze elfo que acude al auxilio de los rohirrim en el Abismo de Helm, con el friki elfo ese de jefe de batallón y un humano (aunque sea Aragorn) dando órdenes a elfos...

En fin, anónimo, ves sacando faltas.

Un saludo.

raul dijo...

pues son pocas faltas de ortografía,siendo escrito mi comentario anterior con la punta de la............... ;)

Anónimo dijo...

Dune es un peli extraña, una mezcla del estilo Lynch y superproducción a los Star Wars que la convierte en algo descompensado, por momentos plomizo, otras deliciosamente extravagante y bastantes veces ridícula (ese Sting...).

Dicen las malas lenguas que Lynch se cameló a la hija de Laurentis y la convenció de que iba a hacer el nuevo Star Wars y que se iban a cubrir de oro. Cuando papa Dino vio la peli terminada, de más de seis horas de incoherencias alucinantes, casi le dio un soponcio y se puso manos a la obra para remontar la peli y lograr algo mínimamente estrenable en cine. Eso también significó el fin del idilio entre Lynch y la hijísima Laurentis.

raul dijo...

lo mas curioso es que me quede fascinado con dune desde crió. plomiza no creo. a veis visto el nuevo montaje de dune con ese prologo echo con ilustraciones? a mi me pareció innecesario

Kike dijo...

Comentamos mucho sobre Dune pero poco sobre El retorno del rey... supongo que casi todos coincideréis en que, os guste o no la película, está desaprovechada y, además, es peor que sus antecesoras (¡Quién no admira la Comunidad del anillo!).