(7 años de extravagantes aventuras)

viernes, 27 de junio de 2008

Alta Definición Vs. Mis Cojones

Hace un mes volví a comprarme "Atrapado en el tiempo" en DVD. Y digo volví porque ya la tenía. ¿Cuál es el motivo? Que soy un cerdo acaparador, y como sacan la versión del 15 aniversario, pues tengo que ir a la tienda y asegurarme de que reposa sana y salva en mi estanteria. Total, para comprobar que le han añadido una entrevista de cinco minutos con el director en la que no dice nada nuevo y un documental sobre marmotas que, además de aburrido, es igual de corto. Pero qué le vamos a hacer, para eso hacen estas ediciones, para que pringaos como yo piquemos y podamos así seguir viviendo sin preguntarnos todos los días si debemos o no comprarla teniendo la versión anterior... Estos tíos son muy listos, saben que no podemos vivir con esa duda y que acabaremos comprando... Y es que... ¡Agggrrrhahahshg! Me dan ganas de destruir el teclado... Pero no lo hago porque después tendría que comprarme otro y estaríamos en las mismas: esos cabrones siguen ganando a mi costa. ¿Por qué, oh, señor, por qué? ¿Por qué no sacan una edición simple y una especial con todo? ¿Por qué tiene que estar la sencilla conviviendo con la especial, la del coleccionista, la limitada, la definitiva, la del montaje del director, la de la Mari Puri y luego, claro está, la de Ridley... Me cago en la mierda, al final voy a romper esta basura...

No sé a vosotros, pero a mí me pasa que cada vez que compro un DVD siento como si estuviera tirando mi maldito dinero. Y os digo una cosa: el dinero no es barato (para conseguir un billete de cien euros a veces que he tenido que pagar hasta cien euros). Ya sea la edición más lujosa del mercado, con miles de extras subtitulados, con su disco bonus de la banda sonora, al final me entran los remordimientos, y mientras saco la tarjeta, por mucho que apriete el culo, acabo siendo penetrado. Porque, además, la puta tecnología no se puede estar quieta, amigos. Tienen que sacar cosas nuevas, supuestamente mejores que las anteriores. Y llega el Blurrey, con ese nombre ridículo, para terminar de arruinarnos a todos. ¿A todos? No, asúcar no, sólo a los frikis como yo que necesitan tener sus películas favoritas con la mejor calidad posible. Pero... ¿hay en realidad tanta diferencia en la calidad? Veamos antes cómo el Blurrey ha venido a nosotros para, supuestamente, quedarse...


HISTORIA UNIVERSAL ILUSTRADA HASTA EL BLURREY

Repasemos un poco por encima la Historia de la Humanidad hasta la llegada del Blurrey, y como debe ser: con la ayuda de luchadores de sumo. Vamos allá...

¿Cómo llegó el Blurrey a dominar nuestras estanterías?

En un primer momento Dios crea el mundo en cosa de seis días. Se pincha el séptimo de festivo y deja lo de asfaltar para la semana siguiente, luego dice que a la otra, y luego otra vez... Dios deja un post-it en la nevera en el que dice "me voy de puente, he dejado las Ruffles en el descansillo. Nos vemos. Adiós (xD)". Jamás se le volvió a ver. Al final es el hombre el que acaba asfaltando, poniendo persianas y demás mobiliario. Bien. Tras unos años en los que no hubo nada realmente interesante... NACE EL VHS. Todos somos felices comprando esas cintas. Muchas de ellas acaban enredándose en los cabezales y perdiendo calidad de imagen y sonido, pero no le damos importancia, y además podemos grabar de la tele... Entonces LLEGA EL LASER-DISC. Y pasa lo siguiente:

El Laser-Disc es devorado por su propio padre

El VHS vuelve a respirar, pero no por mucho tiempo... porque es entonces cuando, aprovechando la confusión, APARECE EL DVD repartiendo leña. Sucede esto:

El DVD tumba de un hostiazo al VHS

La gente se vuelve loca. Muchos protestan por tener que volver a comprar sus pelis en el nuevo formato, pero al final reconocen que el cambio de calidad es simplemente brutal. Mereció la pena esa leche mal dada. Volvimos a comprar las pelis que teníamos, también las nuevas, descubrimos el mágico mundo de los extras, y vivimos en paz y armonía hasta hace bien poco... Sin que nadie lo pidiera llega a nuestras vidas la alta definición. Y, por si fuera poco, viene en dos formatos distintos: SURGEN EL BLURREY Y EL HD-DVD. A continuación se produjo una batalla épica entre ambos, resultando vencedor el Blurrey. Como indica la siguiente ilustración, el HD-DVD lo tenía realmente jodido:

El HD-DVD jamás cesó en su empeño, hasta
morir ahogado en un escupitajo de Blurrey


Y llegamos a la época actual, en la cual conviven DVD's y Blurrey's. Pero la evolución natural tiende a que el sucio Blurrey se haga con el poder y acabe con el DVD... Esta foto nos puede ayudar a hacernos una idea sobre lo que pasará en un futuro inmediato:

El Blurrey se peta al DVD


REFLEXIONES SOBRE EL TEMA

Traté de convencerme, cuando perdió la batalla el HD-DVD, de que todo este tinglado de la alta definición no era más que un sacacuartos más de esos científicos locos. Pero las comparativas que hay por ahí con capturas de DVD's y de Blurray's han hecho que mis pelotas se encojan hasta refugiarse junto a los riñones... Es como si cogieran el fotograma capturado del DVD y le bajan la calidad guardando la imagen en JPG, mientras que la de la alta definición la guardaran el un BMP de profundidad insana. No sé qué habrá de cierto en esto, pero de ser verdad dan ganas de pegarse un jodido tiro. Ha llovido mucho desde el Super-8, y lógicamente el patio debe seguir hacia adelante, pero ¿por qué nos dicen cada vez que sale un formato nuevo que es lo mejor que parió madre? Tengo una colección de casi doscientas películas en VHS que se están partiendo la caja (nunca mejor dicho) conmigo cada vez que paso por delante. Y lo peor es que al final acaban convenciéndome... Lo bueno que puede tener esto es la inminente bajada de precios de los DVD's, lo cual también es malo porque será el detonante para la posterior descatalogación de todo título en DVD a favor de la nueva producción de Blurreys. ¡Por dios y la virgen! ¡Necesitamos más tiempo! ¡Preparaos para la desaparición de las grabadoras de DVD's! ¿Acaso alguien compra ya una de CD's?

Pero entonces qué pasa... ¡qué...! ¡QUÉ! ¿Hay que hacerse a la idea de que tendremos que desembolsar de nuevo una pasta para volver a comprar Mulholland Drive en alta definición y ver así con todo lujo de detalles esa escena lésbica que tanto nos gusta? ¡Qué coño! Me niego, me niego en rotundo. Mil y pico euros puede costar mi colección de pelis en DVD's, dos mil si sumo los VHS's. Una puta fortuna. No puedo tirarla a la basura por mucho que Ridley Scott quiera depurar las bombillitas de Blade Runner. Y atentos, que leí en una entrevista que Papada Lucas está ahora centrado en la remasterización en alta definición de la trilogía original de Indiana Jones... Jojo... Conociendo a este cachondo seguro que le mete morcillas nuevas, como ha hecho con THX y las nuevas ediciones de Star Wars... Es el fin. El mundo se va a la mierda (no lo sééé!).

Sólo hay una salida, y es luchar. El clásico método denominado "mis cojones". Pasar de la alta definición, seguir con nuestros DVD's de (casi) toda la vida, y decir groserías a todo aquel que aguarde en la cola de la Fnac con una de esas ridículas cajas azules... Gritarlo a los cuatro vientos... ¡Los DVD's tienen cajas más grandes! ¡Tienen más discos dentro! ¡ Tienen cientos de ediciones! ¡Unámonos, amigos, contra esos píxeles de más! ¡Arruinemos a esas las compañías que sólo piensan en vender, vender y vender! ¡Caguémonos todos en la alta definición!



Fdo:
Frenillo Impetuoso


7 comentarios:

Noor del Haouareb dijo...

noooo noooo
me divierto contándole los poros de la nariz a las mujeres para sentirme mejor conmigomismaaaaa!!!!

(hasta con beowulf pude XD)

UrothJRazail dijo...

No sé si es por la larga crítica a ese invento de Belcebú con la que me acabas de congratular, pero oye, por algún extraño motivo que no llego a comprender, la versión "desenfocada" deuvedesca de Sweeney Todd (aaarrgggfffffsss excelente elección!!!) me gusta más que la otra.

Pero sé que caeré y acabaré comprando cajas azulitas de esas... Si es que me conozco, a mi me pones en un DVD "Versión especial del director con la versión que su madre hubiese querido" y viene con 3 discos, yo voy perdiendo el culo y haciendo espasmos como chiquito de la calzada a comprarlo raudo y veloz. Ains, que cara es la vida de un friki...

JoseViruete dijo...

Hay varios motivos que juegan en contra de la implantación del Blue Ray.
1. QUe el salto de calidad no es TAN grande como del VHS al DVD.
2. Que hay que invertir en una TV de Alta definición, cuando hay mucha gente que ha adquirido plasmas o LCDs en los últimos años que no lo son.

YO creo que el "futuro" está más en las descargas que en Blue Ray.

Kike dijo...

No nos engañemos, si contaramos con un señor pastizal para gastar en lo que nos diera la santa gana optaríamos por tener un pepinazo de tele y mil pelis en HD en las que podríamos verle los pelillos de la nariz a Denzel Washington. Pero no es el caso, ni creo que sea el de la mayoría. Como siempre, los precios de salida son acongojantes... ya veremos cuando bajen.

Mirándolo de otra manera, la alta definición puede servir para ver mejor los "defectos" del maquillaje... De todas formas, después de ver una peli con tanta calidad seguro que le duelen a uno los ojos.

¿Queréis un minipunto para esos reproductores? Que pillan también los DVD's. Pfff... Pues vale...

Frenillo

Eha dijo...

muahahahaha! pasareis todos por el aro.... hahahaha, igual que con el DVD muajajahaha ..cof cof cof!

Xtina dijo...

Oye y al final qué pasó? Caíste al lado oscuro?

Yo también soy muy cinéfila, pero un día miré mi colección de "dvdeles" y pensé: "la de pasta que hay ahí para la mierda de ediciones que se curran". Así que vendí una barbaridad ingente de películas y sólo me he quedado las que me gustan muchísimo, las más raras y difíciles de conseguir, las que estaban algo estropeadas por ser de segunda mano y las que eran tan malas que no he podido venderlas XD

Ahora ya no compro pelis. Casi todo lo que hay es tan malo que no merece ni la pena...

Ah! Y una cosa! Si quieres completar alguna edición sin gastarte una pasta, la próxima vez que saquen una edición especial mírate en internet lo que traen los extras! Y mira en ebay si venden el disco de extras suelto para nuestra región.

Por ejemplo intenté comprar el DVD de aniversario de Blues Brothers y en España estaba agotado en todas partes. Así que aquí compré le normal y por internet el disco bonus (a un inglesico).

Un beso!

Marcos dijo...

Me consta que Frenillo no se pasó al lado oscuro. Ahora bien... yo... seh.