(7 años de extravagantes aventuras)

sábado, 11 de agosto de 2007

El Hobbit sigue erre que erre



Robert Shaye, Productor ejecutivo de la New Line Cinema, ha dicho:

Sí, es cierto, estamos en conversaciones con los representantes de Jackson. A pesar de nuestras disputas personales, yo realmente respeto y admiro a Peter y me encantaría que estuviera creativamente involucrado de alguna forma en ‘The Hobbit’.

New Line Cinema quiere ganar dinero.
New Line Cinema quiere hacer El Hobbit.
Peter Jackson es un tipo desagradable.
New Line Cinema odia a Peter Jackson.
Es probable Peter Jackson volverá a trabajar para New Line Cinema.

Ese es el resumen de los acontecimientos, mis queridísimos habitantes de la Tierra Media. "El Hobbit" llegará al cine de manos del artista-anteriormente-conocido-como-gordo, después de que él y su jefe se tiraran ladrillos, insultaran a sus madres y, en definitiva, se llamaran de todo.

¿La Razón de tan asombrosa reconciliación? El Poderoso Caballero que todo lo mueve. Para que luego digan que el capitalismo es malo. Lo mejor de todo es que ha sido el que ha iniciado la guerra (con la mítica frase "NO PIENSO VOLVER A TRABAJAR CON ESE HOMBRE"), Shayne el que ha acabado por ceder pateticamente.

También resulta divertido es que Jackson sigue manteniendo, por cierto, una demanda contra la productora por nosecuantos millones (hay gente que nunca esta satisfecha) que según el barbas le deben de los dvds de ESDLA.

Todo muy idílico y hermoso, como de un bello universo de fantasía.

Entonces en que estamos ¿Hacen la puta película o no la hacen? Pues parece que al final lo tienen más fácil, aunque probablemente y aunque Peter participase, no tendría por qué ser director (hay más puestos aparte de director-actor-chico de los cafés).

Aunque bueno, tal y como están las cosas, nadie debería hacerse demasiadas ilusiones.
En palabras del inmortal señor Lobo:

No empecemos a chuparnos las pollas todavía...



BONUS TRACK:

Una escena de la versión de dibujos de 1977. Versión, por cierto, bastante fiel al original y que, aunque cuenta con algunos números musicales, estos no resultan molestos. La película estaría bien si no fuera por el espantoso diseño de personajes.
Atento a la canción que cantan los orcos, que aunque no es LA CANCIÓN DE LOS ORCOS (tenéis que oir esa canción, en serio), también mola bastante. Atentos también a la aparición del bueno de Gollum.

No hay comentarios: