(7 años de extravagantes aventuras)

sábado, 30 de junio de 2007

CINE CANCERÍGENO


El "Cine Cancerígeno" existe. Y esta es su definición:

Dícese de toda aquella producción fílmica cuyo visionado total o parcial produce agotamiento físico y psicológico, resultanto una exposición continuada, muy peligrosa para la salud.

El Cine Cancerígeno esta por encima del "Mal" cine. Una película mala puede cabrearte, o si estás dispuesto a reirte de ella, puede resultar incluso divertida. Sin embargo el Cine Cancerígeno resulta deprimente sin importar aficiones o gustos. Puedes estar preparado para ver una película "Horrenda" pero resulta IMPOSIBLE prepararse a la hora de visionar una película "Cancerígena".

Hasta ahora en el blog hemos hablado de muchos largometrajes de calidad dudosa pero hasta hoy nunca ninguno que produjera tumores cerebrales. Eso, por desgracia, esta a punto de cambiar.

Se ha analizado concienzudamente la versión animada de Hércules de 2 euros y la película de dibujos cutre de Camelot. Ambas eran malas a rabiar pero resultaban entretenidas y tenían sus puntos.

Estas no.


"Hércules" es, curiosamente, de la misma compañía (colección Cuentos Encantados) que "Aventuras en Camelot". No voy ha hacer una sinopsis por que la historia es jodidamente liosa y absurda. Las canciones hacen que sangren los oídos de la forma más literal posible y los "toques de humor" resultan tan increiblemente vergonzosos que alcanzan cotas traumáticas. Niños y mayores sufrirán de forma cruel durante más de cincuenta minutos de horrores indescriptibles.
Ver esta película como ALEX vio sus propios crímenes provocaría la muerte irremediable del individuo en cuestión. Lo digo en serio.


"La leyenda de Camelot" tiene la triste virtud de ser de la misma compañía (Goodtimes) que "Hércules", pero NO "Hércules a 2 euros" sino OTRO Hércules que a pesar de estar claramente enfocado a los pequeños y tener una animación mejorable POSEE UN GUIÓN COJONUDO y se trata sin duda de UNA DE LAS MEJORES adaptaciones del héroe mitológico.


Esto es aun peor pues predispone a creer que "La leyenda de Camelot" puede resultar digna cuando "dignidad" es una palabra absolutamente ajena a esta cinta. Los cinco primeros minutos son prometedores. Otro engaño atroz. La película es tan monstruosa, tan espantosa, tan sonrojante que constantemente entrán ganas de autoinflingirse un traumatismo craneo-encefálico que acabe con semejante sufrimiento.

OTROS EJEMPLOS DE CINE CANCERÍGENO DE IMAGEN REAL:







Os fijaréis en que todas son de fantasía/sci-fi o históricas. No os equivoquéis, el Cine Cancerígeno no entiende de géneros ni etiquetas pero yo sólo hablo de las cosas que he visto y ciertamente este es el tipo de filmes que consumo.


Decreto desde Poder Friki que toda forma de Cine Cancerígeno debería ser prohibida por la ONU y calificada de "arma de destrucción masiva". Asimismo insto a científicos y cineastas del mundo entero a tratar de erradicarlo por el bien de la humanidad.


¿Y vosotros? ¿Habéis visto algo de Cine Cancerígeno últimamente?

4 comentarios:

Jezabel dijo...

Cine cancerígeno no, pero si te sirve, conozco un videoclip cancerígeno. el grupo es KLF y la canciónes "What time is love". Sale un negro vestido de capitán pescanova, una hawaiana en un barco vikingo y tres nornas señalando el camino a América.

BUDOKAN dijo...

Tienes un muy interesante blog y lo que es mejor aún es este post sobre cine cancerígeno que es muy acertado en su definicón. Saludos!

viejuno dijo...

Con Tirante el Blanco, el término cancerígeno se queda bastante corto.

Un saludo desde mejortuqueyo

Celeste dijo...

Lost in Translation y Babel fueron sendos canceres de testículos, lo juro.