(7 años de extravagantes aventuras)

domingo, 14 de enero de 2007

Rocky Balboa: Vuelve el Héroe





La saga de Rocky es épica cual leyenda grecoromana. Poder Friki se enorgullece en presentar...

ROCKY BALBOA

Se encienden las luces... "¡Rocky, Rocky, Rocky!"... Y el título aparece en letras doradas. Sí. Es la hora. Ha regresado.

La película abre con planos de Philadelphia y después pasa a Rocky llorando a su amada Adrian en el cementerio. El tiempo ha pasado. Ahora el legendario boxeador tiene un restaurante, con el nombre de su fallecida esposa, y se dedica a entretener a los clientes contándoles viejas anécdotas. Pero todos los demás siguen con él. Esta Paulie, que continua trabajando en la fábrica de carne, e incluso Spider Rico, con el cual Rocky ha forjado una gran amistad. Su hijo Robert no le hace mucho caso. A saber, esta harto de que le pregunten por su padre.
Rocky trata de buscar su lugar y hace nuevos amigos. Concretamente la pequeña Marie (una chiquilla que le mandó a la mierda hace muchos años), la cual hoy tiene un hijo. Y se compra un perro, Punchie, un perro viejo y feo al que nadie quiere. Pero que aun tiene mucho que demostrar. En ese momento, emiten una simulación por tv. Una simulación en la que Rocky se enfrenta al actual campeón de los pesos pesados, Mason Dixon. Y gana el veterano. Esto genera gran revuelo lo que provoca que el mítico boxeador vuelva a ponerse los guantes "para sacar eso que aun queda en el sótano".




Rocky Balboa se revela pronto como un homenaje a la primera parte y a los fans del personaje. A nadie le gustó Rocky V, ni a Stallone, pero ya se sabe: Bien está lo que bien acaba. Y siendo sinceros, este punto y final es excelente, espectacular. Se mantiene siempre un tono realista lo cual contrasta con mi favorita, Rocky III (la mirada del tigre, amigo) y se intenta proporcionar un mensaje politicamente correcto que quizás no sea el más lógico final. Pero considerando el nivel de calidad general y el amor puesto en la producción, sería absurdo quejarse por nimiedades totalmente subjetivas.

La película no es un filme de acción deportiva. Tampoco salen vampiros, selenitas ni cucarachas radioactivas. Eso me recuerda que me encantaría ver El Santo vs El Potro Italiano. A lo que vamos, es un drama. En la mayoría del metraje no hay golpes, ni siquiera en flashbacks (que se aprovechan más para recordar a Adrian que para recordar victorias). Desgraciadamente el mayor defecto de esta "Rocky Balboa" es probablemente la falta de dinamismo de la cinta. Pero no nos confundamos. No estamos ante la... la... ante "Alatriste". El dinamismo se recupera con en la media hora final con algunas de las escenas que mas emoción provocan en los últimos daños. El entrenamiento aparece de golpe, con Gonna Fly Now (la música que TODOS esperábamos) y al final entran ganas de aplaudir ¿¿Pero que digo?? ¡¡HAY que aplaudir!!

El combate resulta increiblemente interesante, pues la primera mitad lo vemos desde el punto de vista de un espectador más, con logo de la cadena y todo. Y la segunda mitad todo lo contrario: Nos encontramos dentro. Y las tollinas duelen. Después de todo estamos ante La Batalla Final, cual Rey Arturo contra Mordred, cual Godzilla contra Destoroyah.





Se hace mucho énfasis en ciertos valores como la falta de oportunidades cuando uno va haciéndose mayor, asi como lo duro de salir adelante cuando se es joven y en el orgullo, que no hay que confundir con la prepotencia. También nos encontramos ante un auténtico ejercicio de confesión, de despedida, de autocrítica y de agradecimiento. Merece la pena señalar el elevado sentido del humor de la cinta, ya que ayuda a seguir la historia mucho mejor.

Silvester Stallone ha sorprendido a todos con una conclusión magnífica para su mejor y más querida creación, una creación que guarda muchos puntos en común con él mismo. Esto es algo más que Rocky VI. Es Rocky Balboa.

Aquí
una entrevista muy interesante a Stallone.

BONUS TRACK:

Si, amigos, soy un frikazo. Os dejo como regalo algunos fragmentos sacados del yotube de la parodia de Pajares y Esteso "Yo hice a Roque III".





No hay comentarios: